Presidente cambia sede de Gobierno a Guayaquil

El presidente de la República, Lenín Moreno, anunció anoche que frente a las “movilizaciones violentas y de vandalismo que se han registrado en varias ciudades del país”, en base a sus facultades constitucionales trasladó la sede del Gobierno de Quito a Guayaquil.

Tomó esta decisión, según manifestó, en aras de la paz y la tranquilidad ciudadana, para evitar cualquier derramamiento de sangre entre ecuatorianos.

Identificó al presidente Rafael Correa y a varios de sus excolaboradores como Ricardo Patiño (excanciller), la prefecta de Pichincha, Paola Pabón y Virgilio Hernández (exasambleísta), de pretender romper el orden constitucional. Estas personas, dijo, han tomado contacto con el “sátrapa de Nicolás Maduro (presidente de Venezuela) para planear un golpe de Estado”.
‘Gente pagada’
“Con la plata que se robaron y saquearon del país están movilizando a la gente”, expresó Moreno. Confirmó que no derogará las medidas “históricas” adoptadas por su Gobierno, cuya finalidad es evitar el contrabando de combustibles y el beneficio a determinados grupos de poder.
Agradeció a la Policía Nacional y a las Fuerzas Armadas por su empeño en la defensa de la democracia, para evitar actos de violencia entre ecuatorianos. (SE)

Desmanes en Contraloría y Asamblea
° Decenas de manifestantes se tomaron anoche las instalaciones de la Contraloría del Estado e intentaron hacer lo mismo en la Asamblea Nacional.

A través de las redes sociales se informó que enfurecidos ciudadanos rompieron las vallas de seguridad y se enfrentaron con guardias privados y policías. En ambos edificios causaron desmanes y daños materiales.

Trascendió que quienes ingresaron a la Contraloría no fueron precisamente indígenas. La Policía llegó después y logró desalojarlos. La Fiscalía comenzará hoy las indagaciones para identificar a los posibles responsables y cuantificar los destrozos.

En un principio se dijo que existia el riesgo de sustracción o destrucción de información confidencial de actores políticos de alto nivel.

Por otro lado, el presidente de la Asamblea Nacional, César Litardo, conjuntamente con representantes de distintas bancadas de la Legislatura, llamó al diálogo entre el Ejecutivo y los movimientos sociales.

FUENTE: LA HORA (EC)


¿Te gusto esta publicación?, compártelo con los demás
VOLVER